lush-let-good-times-roll-limpiadora-facial-corporal-envase-textura
Facial

Let the Good Times Roll, de LUSH ¡Mi nuevo imprescindible!

Let the Good Times Roll, de LUSH (o como enamorarte a golpe de olfato). Su textura y olor han hecho de esta limpiadora a base de maíz, polenta y canela (¡palomitas incluidas!), mi nuevo imprescindible de limpieza facial y corporal. ¿La conoces?

La primera vez que leí que la limpiadora Let The Good Times Roll, de LUSH, llevaba palomitas, lo primero que pensé fue “menuda guarrada, ¿eso ya limpiará algo?”…Así que mi ansia viva me obligo a comprar un botecito pequeño de esta limpiadora facial y corporal. Y ya voy por el tercero :).

¿Qué es Let The Good Times Roll, de LUSH?

Simplemente es una limpiadora facial y corporal (si, se puede utilizar en todo el cuerpo, aunque al precio que tiene, usarla en todo el cuerpo me parece un lujo).  No tiene más misterio… Pero entonces ¿Por qué me gusta tanto? Por 3 razones: textura, olor y resultados.

lush-let-good-times-roll-limpiadora-facial-corporal-instrucciones-uso

Ingredientes clave de “Let The Good Times Roll” de LUSH

La composición de esta limpiadora es bastante simple: principalmente lleva harina de maíz, polenta (que es otro tipo de harina, pero más gruesa), aceite de maíz y canela. Pero también lleva palomitas de maíz, como las de hacer en el microondas :D (en este caso no me han tocado, pero otras veces vienen palomitas dentro).

Reconozco que las palomitas suelen ser un coñazo, porque lógicamente con las palomitas no te limpias la cara, más que nada es la gracia y el bulto que hacen…porque son un estorbo.

Además, como podéis ver en el bote negro, es una limpiadora FRESCA y Auto-conservante, es decir, que por sus ingredientes no es necesario añadirle conservantes.

Os dejo una foto donde podéis ver el listado de ingredientes:

lush-let-good-times-roll-limpiadora-facial-corporal-envase-ingredientes

Textura, olor y resultados:

Gracias a la harina de maíz y la polenta, tiene una textura muy harinosa (o arenosa). Así que además de limpiar gracias a sus aceites, realiza una pequeña exfoliación mecánica muy muy suave

Tan solo hay que coger una pequeña cantidad de producto (para la cara y el cuello, con una avellana es suficiente) y mezclarla con un poco de agua para hacer una masilla pastosa pero no muy espesa. NO HACE ESPUMA, pero limpia igual de bien. Y no desmaquilla, solo limpia.

lush-let-good-times-roll-limpiadora-facial-corporal-contenido-textura lush-let-good-times-roll-limpiadora-facial-corporal-textura-en-secolush-let-good-times-roll-limpiadora-facial-corporal-textura-en-mojado

Con esa pasta, frotamos suavemente la cara y el escote en movimientos circulares (yo aprovecho a oler su extraña fragancia). Como ya he comentado antes, puede utilizarse en la ducha para el cuerpo entero; pero yo como mucho la uso en cara, cuello, hombros y escote.

Después aclaramos con agua (yo uso agua templada), hasta eliminar bien todos los restos de maíz y después me seco la cara con suaves toques.

El resultado es una piel claramente limpia. La siento limpia. Pero lo que más me gusta es que no me queda nada tirante o con sensación de sequedad. Después con aplicarme un sérum o una crema ligera, tengo la piel perfecta (para mi gusto).

Su olor es de otro mundo. Huele a harina de maíz y a palomitas con mantequilla, pero tiene un puntito dulce que con la canela, hacen que su aroma sea muy especial. Puede que a muchas personas no les guste, pero a mí me ha ganado desde el minuto 1.

Además ¡El olor permanece en la piel durante horas! (Ole, oleeee ^^)

Mis PROS y CONTRAS de “Let The Good Times Roll” de LUSH

PROS:

  • Ingredientes naturales y textura.
  • Su aroma dulzón y especial.
  • Sensación de la piel después de la limpieza.

CONTRAS:

  • El precio. Este pequeño bote de 100gr. cuesta 8,95€ y el bote grande de 240gr. cuesta 21,48. En mi opinión ¡Carísimo!. Y esta es la razón por la que no la uso en todo el cuerpo y me limito solo a cara, cuello y escote.
  • Normalmente se conserva estupendamente, pero la última vez (igual porque pasó calor durante su transporte), me dio la sensación de que la masilla había “mermado” un poquito. Vamos, me pareció que venia poquita cantidad. Podéis ver la tercera foto (que solo la había utilizado dos veces) y está como un poco consumida y sudada (esto último suena un poco guarro, pero me refiero a que estaba como muy húmeda, o más húmeda que en las otras dos veces… :( ).

Pero al margen de estos contras, Let The Good Times Roll, de LUSH ha conseguido estar entre mis básicos e imprescindibles productos de limpieza facial por tercera vez consecutiva, eso si, en la versión mini :) jejeje.

¿Vosotras la habéis probado? ¿Qué os ha parecido?

Nos vemos en el proximo post ;)

Alaia – Cosmetic Breeze

Previous Post Next Post

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply